Papel Pintado Infantil

Papel Pintado Infantil
Ver como Parrilla Lista

Artículos 1-24 de 225

Fijar Dirección Descendente
por página

Papel pintado infantil para los más pequeños

El papel pintado infantil es ideal para decorar las habitaciones de los más pequeños de la casa, con él crearás un entorno que les hará soñar. Disponemos un amplio catálogo con temas tan variados como superhéroes, comics, animales, aviones, barcos, trenes, helicópteros, …

En nuestra colección encontrarás una amplia gama para la decoración de esas paredes que lograrán estimular la imaginación de los más pequeños.

Ideal para la habitación de los niños

La infancia es un período importante en la vida de toda persona, durante el cual no solo se forma su cuerpo a nivel físico, sino también su carácter, comportamiento y gustos. Por lo tanto, en la habitación donde el pequeño pasa la mayor parte de su crecimiento, todo debe ser perfecto: desde los materiales utilizados hasta los colores. Elegir un papel pintado adecuado para la habitación de los niños puede crear un entorno bonito y cómodo para su hijo.

Cosas a tener en cuenta

La amplia gama de papeles pintados infantiles que disponemos hoy en día puede dejar un poco aturdidos a cualquier padre, no solo por la variedad de diseños, sino también por los colores y texturas que existen. Al elegir este revestimiento para una habitación infantil o un espacio de juegos, es necesario tener en cuenta todos los detalles. Un papel pintado infantil debe ser seguro para los niños (todos los modelos que encontrarás en este catálogo son resistentes al fuego de acuerdo a la “Norma DIN 15102 de resistencia al fuego para revestimientos decorativos de paredes”) y debe ser bonito para conseguir un espacio agradable para los pequeños. Todos nuestros productos están hechos de materiales que no dañarán la salud del niño.

Mejor que sea "tejido no tejido"

Los productos fabricados con “Tejido no tejido” llevan añadidas fibras textiles que aumentan su resistencia, cualidad que es importantes para la habitación de un niño. Son un poco más caros, pero también duran más tiempo (10 años o incluso más). El papel pintado no tejido también es más resistente al estrés mecánico, permite pasar el aire, es fácil de pegar y se seca rápidamente. Otra ventaja de este tipo de revestimiento es que es capaz de ocultar pequeñas imperfecciones superficiales (como pequeñas grietas o irregularidades).

Además de las anteriores características, otro factor importantes es que son de fácil limpieza (lavables o súper-lavables), lo que es una ventaja a la hora de eliminar pequeñas manchas que puedan ocasionar nuestros chicos y chicas.

Elección del color del papel pintado infantil

La elección de la paleta de colores es un factor decisivo en la creación de un ambiente armonioso y acogedor. Una buena idea es preguntar al niño o niña cuál es su color favorito y eligir el tono en base a ello. Puede elegir una amplia variedad de colores, pero muchas veces también se tiene en cuenta la edad y si es niño o niña.


El papel pintado blanco es una opción ganadora para cualquier habitación infantil, que es ideal para un chico y una chica de cualquier categoría de edad. La paleta blanca combina bien con cualquier color, por lo que puede llenar la habitación con elementos decorativos brillantes para eliminar la "esterilidad" excesiva. También puedes utilizar combinaciones de tonos y texturas, combinando tonos perlados, lechosos o marfil.

 

Si nos decidimos por uno de color gris, la paleta de grises es capaz de equilibrar la variedad y el desorden de los juguetes y cosas brillantes dispersos. Se ensucia con menos facilidad que otros colores y esto es una ventaja significativa para este tipo de habitación. Para que la situación no parezca aburrida se pueden combinar varios tonos, desde gris claro hasta grafito. Decorar una de las paredes de una habitación infantil en gris oscuro ayudará a aumentar visualmente la profundidad de la habitación.

 

El beige es otro color universal adecuado para cualquier género y edad del pequeño. Los tonos arena, crema y chocolate claro pueden dotar al interior de un ambiente hogareño y cálido, creando un ambiente tranquilo y confortable. El papel pintado beige servirá como un excelente telón de fondo para muebles y juguetes brillantes. Puedes combinarlos con piezas azules y azules en una habitación infantil de chico o blanco y rosa en una habitación de chica.

 

El papel pintado de color rosa se verá genial en la habitación de una niña que se imagina a sí misma como una hermosa princesa de un cuento de hadas. Puedes cubrir la habitación con unos de color rosa liso o tonos alternativos. Una buena opción son los fotomurales con imágenes de hadas, gente real, castillos, donde la paleta rosa será el actor principal.


Los de color azul quedan muy bien en las habitaciones de los niños. Se ven más armoniosos en la habitación infantil cuyas ventanas miran hacia el sur, así como en el área de estudio. El mejor compañero de la paleta azul será el blanco, que neutraliza la seriedad del esquema de color y lo hace aún más bonito.

Copyright © 2004-presente. Ingética Consultores S.L. Reservados todos los derechos.