Liso

Liso
Ver como Parrilla Lista

Artículos 1-48 de 249

Fijar Dirección Descendente
Página
por página

Papel pintado liso

Los papeles pintados lisos pueden dar color a tu hogar de la forma más sencilla. Hace tiempo se asociaba el papel pintado liso con lo aburrido, hoy en día existe gran variedad de tonos y efectos con multitud de texturas. En nuestro catálogo encontrarás papel pintado liso de todo tipo: imitación de tejidos vegetales, óxido, arena, metalizado, etc., podrás incluso dar a tus paredes un aspecto de enlucido con yeso o cemento.
¿Lo tuyo es el papel pintado liso pero todavía no te has decidido por el color que quieres dar a las paredes de tu hogar? Si ese es tu caso pero no sabes por dónde empezar para elegir el color ideal del papel, no te alarmes. A continuación te damos unos consejos sobre cómo elegir el color de las paredes para obtener un resultado espectacular.
Elegir el color de las paredes es una tarea responsable y difícil. Después de todo, enmarcarán su interior. Como regla general, con la decoración de las paredes comienza el trabajo de acabado principal, y es con la elección del color el primer paso para crear espacio. Es importante que la habitación sea cómoda y acogedora, y que los colores se combinen armoniosamente.
La iluminación en una habitación puede afectar en gran medida la percepción del color de la pared. Si la habitación es pequeña y la luz es tenue, es mejor elegir tonos más claros, así parecerá visualmente más grande. Para habitaciones grandes que tienen mucha luz natural, puede usar cualquier color, incluso los más atrevidos.
También hay que prestar atención a la ubicación de las ventanas en la habitación. Si las ventanas están orientadas al norte o al este, las paredes adquieren tonos fríos, al sur y al oeste, cálidos.
Los tonos crema crean un ambiente cálido y acogedor en la habitación. Los tonos grises hacen que la habitación se vea más fría, pero espaciosa y aireada.
Antes de pensar en el color, podemos utilizar un programa informático que nos muestre la habitación en 3D con el resultado final una vez puesto el papel. Con él te será más fácil imaginar la vista general de la habitación: muebles, luz, ventanas y puertas.
El color del papel pintado debe combinar con el interior general de la habitación. Por ejemplo, si estás planeando una habitación minimalista o de alta tecnología, entonces las paredes con colores pastel, lila o rosa pálido casi seguro que no encajarán en la imagen general. Ten presente el propósito de la habitación. Como regla general, el color de las paredes lo mantendrás un mínimo de 5 a 7 años una vez colocado.
Es conveniente pensar en el uso que se le va a dar a la habitación. Piense en los detalles y el concepto general, compruebe las paletas posibles. El color de las paredes siempre afecta la impresión general del interior. Los tonos cálidos le dan a la habitación más comodidad y tranquilidad. El frío, por el contrario, hace que la habitación sea espaciosa, fresca. Los colores brillantes y oscuros atraen toda la atención, pero con el tiempo pueden aburrirse y hacer que el ambiente sea más pesado. El gris y el blanco son la base, es más fácil construir un interior en su contexto si a menudo planea cambiar su estado de ánimo con la ayuda de la decoración.
Hoy está de moda crear apartamentos tipo estudio o combinar habitaciones de diferente funcionalidad. Si el estudio es grande, puedes experimentar con diferentes tonalidades, transiciones y texturas. En estancias pequeñas es mejor dar preferencia a una combinación de tonos básicos y brillantes.
Antes de elegir el color de las paredes, también debes pensar en cómo se combinará con los muebles y su tapizado.

Copyright © 2004-presente. Ingética Consultores S.L. Reservados todos los derechos.